Top Bar Left

La puerta oscura II. El mal
David Lozano Garbala

Tras rescatar a Michelle del mundo de los muertos, Pascal pensaba que su aventura como Viajero había terminado. Pero la pesadilla apenas comienza. Junto a su amada Michelle, Pascal también liberó a un condenado: Marc, un niño de aspecto inocente que, en realidad, es una criatura maligna que espera su oportunidad para instalarse de forma definitiva en el mundo de los vivos con un único objetivo: matar. Mientras tanto, “se conforma” manifestándose a través de los espejos o asesinando en sesiones de espiritismo.

Solo el Viajero puede detenerle y, para ello, deberá atravesar de nuevo la Puerta Oscura y aniquilarle antes de que sea demasiado tarde.

En medio de todo este escenario de terror y muerte, el amor sigue su curso. Michelle cada vez tiene más claros sus sentimientos hacia Pascal. Pero el recuerdo de la aventura que él vivió junto a Beatrice y la complicidad que se desarrolló entre ambos hacen que la sombra de la duda se avive en el corazón de Michelle. Y no le falta razón: Beatrice ha vendido su alma al Diablo para volver a la vida y entregarse plenamente a Pascal. Resucitará, sí, pero convertida en un monstruo con hambre de sangre. Y no es la única.

Qué poco queda del tranquilo mundo que conoció Pascal, un estudiante español en Paris. Ahora, todos los que conocen el secreto de la Puerta Oscura están en peligro.

Descripción

Colección: 
La puerta oscura (nº 2)
Páginas: 
688
ISBN: 
9788467534986
Pasta: 
Rústica
David Lozano Garbala
 

España, 1974. Estudió derecho y filología hispánica, y tiene un máster en comunicación. Durante dos años, dirigió y presentó el programa Depredadores y después se hizo cargo del programa En pocas palabras. Recibió el Premio Gran Angular en 2006 por Donde surgen las sombras.También ha publicado en SM la trilogía La puerta oscura y Herejía.

Déjenos su opinión

Usando el formulario que aparece abajo, podrá enviarnos comentarios sobre lo que está viendo. Los comentarios deberán ser aprobados por un administrador, así que no se preocupe si no aparece instantáneamente en la página. Es necesario registrarse en la página para poder comentar.